Noticias | Noticias Antiguas | Comunicados Antiguos

Share |
Noticias

Chile: Organizaciones ambientales piden al Presidente Lagos que apoye moratoria a la pesca de arrastre en la ONU

(19/10/2004)

Esta petición, referida a la pesca de arrastre en aguas profundas de alta mar, más allá de las zonas económicas exclusivas, se enmarca en una acción internacional a la que se han sumado especialistas, científicos y ambientalistas de todo el mundo.


Santiago de Chile, 5 de octubre de 2004, Santiago de Chile. En el marco del lanzamiento de la campaña internacional para establecer una moratoria a la pesca de arrastre de fondo en alta mar, organizaciones de medio ambiente y tripulantes de naves industriales entregaron una carta al Presidente de la República de Chile, Ricardo Lagos, en la que solicitan apoyar e impulsar esta iniciativa ante la Asamblea General de las Naciones Unidas (UNGA, en siglas inglesas), que comenzó las negociaciones sobre temas oceánicos esta semana en Nueva York.

A la iniciativa de las organizaciones ciudadanas se sumaron senadores y diputados del Parlamento chileno que también suscribieron la carta. Entre ellos, los senadores José Ruiz de Giorgio, presidente de la Comisión de Pesca, y Antonio Horvath, presidente de la Comisión de Medio Ambiente.

Las organizaciones firmantes apelan en su carta a las palabras del Presidente Lagos en el discurso que pronunció al comenzar el 59º periodo de sesiones de la UNGA, cuando afirmó ante la comunidad internacional que "estamos convencidos que la globalización sólo será mejor si la sociedad civil es reconocida como uno de sus actores principales".

"Obedeciendo a dicha declaración, como miembros de la sociedad civil chilena solicitamos a Ricardo Lagos que, como presidente de uno de los países con mayor presencia y responsabilidad oceánica de América Latina, apoye plenamente la declaración efectuada por 1.136 destacados científicos de 69 países, en la que expresan su profunda preocupación ante los impactos negativos de las actividades humanas en los mares y océanos del planeta", afirmaron las organizaciones ciudadanas y de trabajadores del mar.

Entre los mayores problemas identificados por los científicos, se da especial atención a los impactos provocados por las operaciones de pesca de arrastre de fondo en aguas profundas de alta mar (más allá de las zonas económicas exclusivas).

Estas operaciones están siendo llevadas a cabo por flotas pesqueras de 11 países, sin un marco jurídico regulatorio internacional.
"Los resultados de la aplicación de este método y arte de pesca han sido devastadores para los extraordinarios ecosistemas y la biodiversidad marina existente en las mesetas y taludes continentales, arrecifes de las dorsales oceánicas y montañas submarinas", agrega la carta.

Esta situación, junto con ser inconsistente con el Acuerdo de Naciones Unidas sobre Stocks Pesqueros (1995) y con el Código de Conducta de la FAO para la Pesca Responsable (1992), representa una gran amenaza para la frágil, vulnerable y única biodiversidad de los hábitats y ecosistemas de aguas profundas.

Según las organizaciones, "una moratoria para la pesca de arrastre de fondo en alta mar proporcionaría protección inmediata a la extraordinariamente rica, vulnerable y desconocida biodiversidad de las aguas profundas".

ORGANIZACIONES CHILENAS

Gonzalo Villarino, director ejecutivo de Greenpeace-Chile, una de las organizaciones que a nivel internacional lidera esta campaña, afirmó que "hemos venido a requerir del gobierno un apoyo a esta moratoria, toda vez que el diagnóstico existente de estos frágiles ecosistemas es verdaderamente desalentador. Chile puede jugar un rol relevante en la próxima reunión y ésta, sin lugar (a dudas), ofrece una posibilidad para avanzar desde el discurso a los hechos concretos"

Elsa Cabrera, directora del Centro de Conservación Cetácea, quien participará como miembro de las organizaciones ciudadanas en la Asamblea General de Naciones Unidas, afirmó que "hace poco más de 50 años Chile desempeñó un rol fundamental en la implementación de la zona económica exclusiva, como una medida tendiente a asegurar la conservación de recursos marinos que conforman nuestro patrimonio natural. Ahora es el momento que el país lidere nuevamente un tema de importancia global, como la conservación de los fondos marinos en alta mar".

Por su parte, Marcel Claude, director de Océana América del Sur y Antártica, indicó que "en términos económicos el arrastre de fondo no es importante. El valor anual de la pesquería por arrastre fue de entre 300 y 400 millones de dólares en el 2001, es decir, representó sólo el 0,5% de los 75 billones de dólares que la actividad pesquera general reportó a nivel mundial. Ello demuestra la desproporcionada relación que hay entre la ganancia económica y los daños ecológicos de este arte de pesca. Por lo tanto, el impacto de una moratoria sobre la industria pesquera sería mínimo, mientras que para el medio ambiente sería enorme".

En tanto, Guillermo Risco, de la Confederación de Gente de Mar (Congemar), que agrupa a las tripulaciones chilenas de naves industriales de pesca, dijo que "el Estado de Chile, consecuente con su política de conservación de las pesquerías nacionales y en concordancia con la última modificación a la Ley de Pesca que disminuyó la flota nacional, debería apoyar esta iniciativa referida a lo que está sucediendo más allá de las 200 millas de aguas jurisdiccionales".

"Para que pueda existir una discusión plena en Naciones Unidas, debiera incorporarse al debate a la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y a la Organización Marítima Internacional (OMI) para que, en conjunto, se pueda implementar una real y efectiva moratoria a la pesca de arrastre de fondo en alta mar. De esa manera se protegerán los recursos pesqueros, la biodiversidad marina y los aspectos sociales en aguas internacionales", concluyó el dirigente.

La carta también fue firmada por el Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales (OLCA), que incluyó la necesidad de tomar en cuenta la política sobre temas ambientales del gobierno chileno. "Chile es parte de un ecosistema mayor y debe asumir los desafíos en la calidad ambiental global. Nuestro llamado al presidente Lagos es a ser coherentes con el principio de 'responsabilidad ante la comunidad internacional' enunciado en la política ambiental del gobierno de Chile", recalcó el OLCA.

Asimismo, María Elena Rozas, coordinadora regional de la Red de Acción en Plaguicidas y sus Alternativas para América Latina (RAP-AL), destacó que “a propósito de la campaña por la moratoria a la pesca de arrastre nos interesa relevar el problema de contaminación con COPs (contaminantes orgánicos persistentes) de especies marinas a nivel nacional e internacional, que está afectando la biodiversidad a escala global”.



MAYOR INFORMACIÓN:
Juan Carlos Cárdenas / Cristian Pérez
Coordinación Latinoamericana DSCC
Fono: (56-2) 6336183

Los documentos oficiales de la campaña traducidos al español y revisados se encuentran len el sitio web de la coalición. Están en formato PDF, comprimidos en ZIP y se pueden bajar en el siguiente link
(zip with 5 Spanish transitory pdf versions of Coalition documents. 1,5 Mb)






Noticia Fuente: http://www.savethehighseas.org/