Noticias | Noticias Antiguas | Comunicados Antiguos

Share |
Noticias

Argentina: Un trabajador rural de Santa Fe murió intoxicado después de manipular agrotóxicos.

(27/10/2011)

Santa Fé, Argentina, miércoles 19 de octubre de 2011. Un trabajador rural de la localidad de Vera, en el norte de Santa Fe, murió la semana pasada por una intoxicación producto de manipular agrotóxicos. Néstor Vargas, de 27 años falleció tras una semana de sentir dolores intensos después de manipular este veneno para las plantaciones agrícolas en el trabajo que hacía cotidianamente. Además de la conmoción por la muerte, los familiares hicieron públicas sus denuncias por negligencia contra los dueños del campo que le negaron el traslado para la atención médica y contra el hospital de Vera donde en dos oportunidades lo diagnosticaron equivocadamente.

Investigan posible envenenamiento con agroquímicos

La justicia de Vera busca esclarecer si la muerte de Néstor Vargas, hace siete días, se debió a la manipulación de glifosato, como manifiesta su familia. También denunciaron mala atención del hospital zonal. El peón rural dejó viuda a su mujer con cinco hijos luego de una jornada de trabajo con agroquímicos de la que volvió en un estado febril y con vómitos, según relevan los medios Info Vera y El Litoral de Santa Fe.

El juez Correccional de Vera, Eduardo Germán Fabbro, investiga las causas de la muerte de Vargas, cuyos familiares aseguran que se descompensó producto de la utilización de agrotóxicos, en una explotación agropecuaria de la zona.

La muerte de Vargas ocurrió la madrugada del miércoles 19 de octubre, en el Hospital Cullen de Santa Fe, pero el caso se remonta al jueves 13, cuando el muchacho se descompuso en su lugar de trabajo y solicitó un remis para que lo llevara hasta el hospital de Vera.

Según difundió el portal de noticias Info Vera, Vargas “presentaba un cuadro de vómitos y fiebre” y habría sido “enviado a su casa” tras suministrarle un inyectable.

Así pasó todo el fin de semana, hasta que requirió la asistencia de otro profesional, que lo atendió particular. Tras el chequeo, el médico ordenó el inmediato traslado a la capital provincial. En el Cullen quedó internado en terapia intensiva, pero a esa altura la situación era irreversible.

La causa última de la muerte fue un paro cardiorrespiratorio, pero el juez Fabbro investiga si el desenlace fue producido por el efecto de alguna sustancia nociva, como los agroquímicos que mencionaron sus familiares.

Entre las primeras medidas judiciales ordenadas están la autopsia del cadáver y la realización de estudios toxicológicos de las vísceras.



Pero, además, la Justicia busca documentación sobre los agroquímicos que había en el campo donde trabajaba; así como la documentación que consta en los hospitales de Vera y Santa Fe.

Para más adelante, se prevé citar a testigos que puedan colaborar en la reconstrucción de los hechos que derivaron en la muerte de Vargas.

Adriana, la mujer de Néstor Vargas, relató lo sucedido al programa Norte Visión Noticias, en Vera. Contó que fue luego de descargar agroquímicos que comenzó a sentirse mal. Estuvo un día entero con paños de agua fría, después le recomendaron tomar un antigripal, pero los problemas respiratorios aumentaban.

“Le dolía el pecho, se le cerraba y no podía respirar”, agregó Rosa, la hermana de Vargas, que cuestionó la atención del personal del hospital.

“Eso es lo que a uno le duele, porque muchas veces nos pasó y nos callamos, pero hasta acá nomás porque hay una muerte de por medio y quedaron cinco criaturas sin padre; para qué están los médicos”, reclamó la mujer.

La Dirección y Consejo Asesor del Hospital Regional de Vera emitió un comunicado de prensa, mediante el cual informan que respecto del paciente Vargas Néstor, “se están tomando todas las medidas administrativas correspondientes, para ser elevado al Ministerio de Salud, a fines de iniciar la investigación pertinente con respecto a la atención recibida en este hospital”.

La agrupación Encuentro por los Derechos Humanos emitió este domingo un pedido de “Justicia para Néstor Vargas” y “Solidaridad con su familia”. Bajo el lema “¡Basta de envenenarnos!”, desde el espacio social se preguntaron “¿Cuántos Néstor Vargas más tendrán que sucumbir ante el descontrol de venenos que son manipulados y aplicados ya sea por los mismos productores o por sus peones, con consecuencias nefastas para su salud y la de sus vecinos?”.

A su vez, las organizaciones que conforman el espacio repudiaron “el comportamiento del Hospital de Vera, ya que el jueves 13 de octubre, cinco días antes de su deceso, Néstor Vargas había acudido en busca de ayuda, porque se sintió mal”, dijeron.

“Casos como el de Néstor fueron tomados en cuenta por el Poder Judicial, en Santa Fe y en Chaco, para prohibir la aplicación de glifosato a menos de 800 y 1.000 metros respectivamente de las poblaciones. Pero en general los poderes Legislativo y Ejecutivo y sus funcionarios cierran filas con el discurso de las “buenas prácticas”, junto a los fabricantes y vendedores de agrotóxicos, sosteniendo que el uso responsable de los mismos garantiza su inocuidad, en tanto que las prácticas suelen ser sumamente neligentes en la realidad”, ahondaron.
Autor: lt10digital.com.ar | Fuente: infovera.com.ar

Foto: esposa e hijos
Fuente: infovera.com.ar